fbpx

Natalia Cerón

Dice de sí misma que es “una soñadora a la que le encanta conectar ideas, ver oportunidades y soluciones en todos lados, que comprende que la vida es un proceso en el que se debe disfrutar mientras se aprende, porque siempre seremos aprendices en el siguiente nivel de nuestras metas”. De retos pequeños no es precisamente esta emprendedora afincada en Málaga. Así, con Hagamos Hogar, conecta soledades y, al hacerlo, las disipa.

¿Qué aporta Hagamos Hogar a los andaluces?

Es una plataforma web de búsqueda de compañeros de vivienda diseñada de manera fácil e intuitiva, específicamente para ayudar a personas de más de 55 años a encontrar el compañero de vivienda ideal. Sin lugar a duda es alternativa que mejora la calidad de vida de los andaluces y es una oportunidad de innovar en la forma de vivir la vida en compañía cuando se avanza en edad. No se trata de un servicio de alquiler de habitaciones al uso: es una comunidad llena de valores en la que se promueve la convivencia entre generaciones.

¿Qué historia personal late detrás de Hagamos Hogar?

La idea me surge a través de una experiencia personal. Mientras realizaba mis estudios, acompañaba y ayudaba a personas mayores, con pequeñas tareas en sus casas. Desarrollé gran sensibilidad por los y las mayores; por comprender sus historias. También observé que algunas de ellas se sentían solas viviendo en sus grandes casas con habitaciones vacías.

Tomar conciencia de esta situación me llevo a investigar y me di cuenta de que en España hay más de dos millones de personas mayores que viven solas. Conocer estos datos me llevo a buscar una solución o al menos a plantear una alternativa. Así que en mi Trabajo de Fin de Grado de Marketing desarrollé la investigación y presenté la primera propuesta de Hagamos Hogar. Una propuesta que le permitiría a muchas personas vivir más tiempo en su casa de toda la vida, sintiéndose acompañados y ganando dinero extra.

Tras levantar tu proyecto, ¿cuál dirías que ha sido tu mayor fortaleza?

El enfoque. Cuando hay algo que despierta mi atención y creo en ello me gusta sumergirme hasta que comprendo detalles que me permiten dar los siguientes pasos. También destacaría la perseverancia y el optimismo; un optimismo con los pies en la tierra.

No hay camino sin complicidades; sin personas y/o instituciones que ayudan. ¿Quiénes han sido tus aliados?

Mis principales aliados, sin duda, mi madre y mi pareja, quien me apoya dentro y fuera del proyecto. También me siento muy afortunada con mis compañeros de equipo y de haber emprendido en un momento en el que contamos con grandes entidades que te abren las puertas y escuchan, como han sido: El CADE, La Universidad de Málaga, LINK by UMA-ATech, SECOT, FAME… y podría seguir. Pero, sobre todo, quiero destacar la gran calidad humana que hay en todas estas instituciones.

Y, en este proceso, ¿en qué espejos te miras; cuáles son tus referentes?

Siento mucha admiración por empresas que rompen moldes como Freepik, Virus Total, Genially, pero sobre todo por las personas detrás de estas empresas, las que han hecho realidad esos sueños e ideas.

El valor diferencial de Hagamos Hogar es…

Uno de nuestros principales aportes diferenciales es el desarrollo de un sistema de compatibilidad, que nos permite conectar perfiles afines y aumenta la posibilidad de una convivencia sana y en armonía. También el hecho de conectar perfiles que son verificados. Proporcionamos distintas herramientas y mucha tranquilidad para los propietarios que desean compartir su vivienda. La digitalización de una práctica maravillosa que se lleva realizando desde hace muchos años, como es la convivencia intergeneracional. Nosotros le hemos dado nuestro toque y también abrimos la puerta a compañeros de piso de “la misma quinta”, como decimos. Aportamos una alternativa a personas de mas de 55 años que quieren vivir en compañía, con personas afines y con total tranquilidad.

¿Cómo contribuye tu proyecto a la implementación de la Agenda 2030 y cómo aterriza los ODS en el día a día?

Con las acciones y servicio que realizamos en Hagamos Hogar, contribuimos con distintos objetivos concretos, entre ellos: dentro del Objetivo 1, la meta 1.5 de los ODS nos exhorta a “fomentar la resiliencia de las personas que pueden verse perturbadas por desastres económicos, sociales o ambientales”. En este sentido, Hagamos Hogar favorece que los mayores puedan permanecer por más tiempo en su vivienda de toda la vida, aumentando sus vínculos sociales, viviendo en compañía y ganando dinero extra que refuerza su resiliencia económica.

Los Objetivos 3 y 11 nos hablan de vida sana, bienestar para todos en todas las edades y de ciudades inclusivas y sostenibles, respectivamente. En estas líneas, Hagamos Hogar ayuda en el bienestar de las personas promoviendo la convivencia entre generaciones y a su vez favorece una forma de vida más sostenible al ayudar a anfitriones senior a darle un nuevo uso a las habitaciones libres de su casa, aportando a la sociedad nuevos espacios de vivienda sin necesidad de construcción. El Objetivo 17 promueve la constitución de alianzas eficaces. Para nosotros, sin lugar a duda, es un placer poder participar y aportar en el desarrollo de alianzas que permitan el desarrollo de estrategias de valor para la sociedad.

¿Qué lecciones os ha dado la pandemia y en qué sentido os ha obligado o ayudado a crecer?

En el 2020 nos encontrábamos en fase de idea del proyecto, estábamos con investigación y no pudimos empezar a acercarnos al mercado por la pandemia, pero sí nos sirvió para seguir perfilando el modelo y salir con ideas más claras. La crisis COVID nos ha dejado más claro que la juventud no tiene edad. Nos hemos quedado maravillados con el desarrollo de habilidades y capacidades digitales de muchos mayores que aprendieron y se subieron al tren de las videollamadas y la conectividad online. Nos ha servido también para ver la importancia de los vínculos entre personas y cómo es de importante un abrazo, un saludo, saber que hay alguien en casa. Como empresa, creemos que Hagamos Hogar puede aportar muchísimo y que todo es cuestión de perspectiva.

Según tu experiencia, ¿cómo impulsa un proyecto el asociacionismo empresarial?

El desarrollo de vínculos siempre es importante ya que construir una red de colaboraciones puede generar un impacto muy positivo en todas las partes, tanto en usuarios como en las propias entidades. Nuestro compromiso con aportar valor es importante y por ello el desarrollo de alianzas o vínculos es fundamental.

¿Cuál sería tu deseo para el futuro de la economía andaluza y en qué ha de transformarse?

Mi deseo, una economía fuerte, que continúe apostando por el desarrollo de innovación y tecnología para crear modelos que apoyen al aporte económico del sector turístico. Por otro lado, creo que debemos empezar a mirar el mercado de la Silver Economy y potenciar su estrategia. Cada vez contamos con una población más longeva, muy activa y que demandará distintas formas de consumo y vivienda. Creo que Andalucía es estratégica y ya está siendo muy atractiva para inversores y para el talento.

Natalia Cerón - Hagamos hogar
Equipo Hagamos Hogar
Equipo Hagamos Hogar
Premios FAME Otoño 2021
Premios FAME Otoño 2021